Florero de Llorente

El florero de Llorente o jarron de llorente fue el pretexto mediante el cual se tramó un plan para generar el grito de independencia de Colombia, ya que de acuerdo con la historia contada, todo comenzó unos días antes del día 20 de Julio de 1810, ya que no se tenía claridad alguna sobre lo que pasaría con el gobierno, debido a la toma del poder en el reino español por parte de Napoleón Bonaparte, quién había enconmendado a algunos de sus más fieles encargados a visitar cada una de las colonias españolas a fin de tomar parte en las decisiones de sus gobiernos locales, los criollos por su parte no concebían la idea de seguir primero con el yugo del reinado español y ahora con la intromisión de los delegados de Napoleón, formaron una junta en cuyas reuniones, tenían por objeto desarrollar un plan estrategía o actividad política que demandara de una decisión extrema del pueblo enfuercido que ayudase a enfrentar la crisis política de la nueva granada de aquel entonces.

El Florero de Llorente 1

Este acontecimiento fue algo muy importante en la independencia de colombia, el plan consistía en decirle al comerciante José González Llorente que les prestase un florero a los hermanos Morales en compañía de Pantaleón otro de los delegados de las reuniones de los criollos oligarcas, con la historia inventada de que requerían algún tipo de adorno para el banquete que se ofrecería a uno de los criollos más importantes de la época Antonio Villavicencio quién por esos días estaba de viaje en Santa fé, de todas maneras la única idea era la de hacer que el comerciante se saliera de sus casillas, prestase o no prestase el florero de Llorente; mientras los hermanos Morales estaban en la tienda en donde yacía el Florero de Llorente la idea era que uno de los dones oligarcas criollos supuestamente enemigo de América pasara por el frente del establecimiento para saludar al dueño del florero de Llorente y así lograr que se armara un malentendido planeado.

El Florero de Llorente 2

Tal y como se había planeado los hermanos Morales y Pantaleón entraron en la tienda para pedir el objeto que estuviese en peores condiciones, y como era de esperarse la respuesta del comerciante fue negativa ante la solicitud del prestamo del florero de Llorente, dando como explicación que el adorno estaba ya muy maltratado, en ese instante y tal como había sido planeado pasaría por el frente del lugar el supuesto enemigo de América don Francisco José de Caldas y saludose a don José Gozáles Llorente desencadenando así la ira fingida de los criollos que estaban en la tienda haciendo la solicitud, estos salieron gritando que los españoles querían seguir oprimiendo al pueblo y que esto no era un acto justo, siguieron aumentando el ambiente violento, provocando la toma del poder por parte de la junta constituida por varios personajes de la oligarquía criolla como lo son José María Carbonell, quién fue uno de los que agitó los ánimos del pueblo para que se revelara ante las ordenes del Virrey de España imponiendo así un gobierno provisional que más tarde fundamentó la legión del libertador Simón Bolivar

email

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *